Energia mareomotriz

Nuestro planeta tierra se encuentra formado fundamentalmente por tres elementos que permiten el desarrollo de la vida dentro del y esos son tierra, aire y mar.

Estos elementos dentro de su estructura individual son capaces de generar no solo el oxigeno indispensable para los seres vivos sino que también son capaces de generar diversos tipos de energía a partir de su función como fuentes naturales de las mismas.

Así mismo, la tierra está compuesta en sus tres cuartas partes de agua representada en enormes y profundos océanos en los cuales se encuentra almacenada una gran cantidad de energía proveniente de las mareas ya que es obtenible debido a los cambo que se genera naturalmente en el nivel del mar, el viento es responsable de la formación de olas que generan movimiento en las aguas del mar.

Este movimiento trae como consecuencia que se genere la energía mareomotriz y esta a su vez puede convertirse en energía eléctrica en las denominadas centrales mareomotrices, los movimientos de flujo y reflujo generados por el ascenso y descenso que traen consigo las mareas, la energía de este movimiento es aprovechado por unas turbinas quienes paralelamente dan movimiento mecánico a un alternador y este a su vez logra generar electricidad, dicho alternador se encuentra en conexión con la central en tierra firme y esta es quien distribuye la energía eléctrica a las redes de poblaciones.

Este tipo de energía es de carácter renovable y se considera como inagotable pues no dejara de existir a pesar del aprovechamiento y explotación de la fuente, igualmente se encuentra en el rango de energía limpia puesto que durante su proceso de transformación no consume combustibles fósiles y no genera ningún tipo de residuo o compuesto de gas, liquido o solido que pudiera resultar contaminante o perjudicial para el medio ambiente, de igual manera una vez que se ha instalado la planta o equipo necesario para su procesamiento esta no requiere de grandes esfuerzos de mantenimiento ni de ninguna otra inversión considerable para que continúe cumpliendo sus funciones, el carácter relativamente económico de las turbinas verticales utilizadas para transformar la energía mareomotriz hacen que su construcción sea bastante atractiva y además de ello no ocasiona ningún impacto al ecosistema que la rodea, también influye la previsibilidad de las mares las cuales a través de estudios ambientales y por las atracciones de la órbita terrestre pueden ser anticipadas.

Existen tres métodos principales que se utilizan actualmente para generar electricidad a partir del aprovechamiento de la energía mareomotriz, el primero es un método que se ha ganado la preferencia y popularidad debido al costo bajo de su instalación y es el denominado generador de la corriente de marea, este aprovecha el movimiento del agua y la energía cinética producida para dar movimiento a las turbinas tal y como lo haría a través del viento, el segundo método se trata de la presa de marea, en esta se aprovecha la energía potencial contenida en la perdida de carga que se da entre las mareas altas y bajas, pero para la construcción de las presas y diques necesarios para su funcionamiento debe realizarse una obra civil de envergadura la cual es alta en costos y además genera impacto en el medio ambiente y por último tenemos el método de energía mareomotriz dinámica, la cual se encarga de aprovechar las corrientes generadas por la marea en la cual debido a la interacción por el cambio de dan la energía cinética y potencial, su funcionamiento se da ya que al ingresar a la presa distintas fases de la marea esto lleva a un diferencial importante en cuanto a nivel del agua y estas emiten energía la cual de inmediato es aprovechada.