Energia magnetica

Nuestro planeta se encentra dotado de todos los elementos necesario para que exista vida en todo tipo dentro de él.

N solo la vida humana es la que comprende este término sino quemo bien sabemos existen millones de seres con vida que van desde grandes animales, plantas, insectos, vida marina y hasta microscopias criaturas como las bacterias, todo ello comprende el normal desarrollo del ciclo vital que se encuentra dentro de la tierra.

Esta posee igualmente las más grandes fuentes de energía las cuales produce de manera natural  y que además son de carácter renovable puesto que no son susceptibles de extinguirse debido a su uso  y aprovechamiento, nuestro planeta no solamente posee gravedad sino que además cuenta con unas ondas electromagnéticas las cuales actúan como un gran imán dentro del, encontrándose un polo negativo dentro de la geografía terrestre en el polo norte y un polo positivo cercano a su polo sur.

A este tipo de energía capaz de generar atracción se le conoce como energía electromagnética o magnetismo y es a través de este fenómeno generado por la naturaleza que algunos objetos tienen la particularidad de ejercer fuerza de atracción o repulsión sobre otros materiales, dentro de este tipo de materiales podemos encontrar el níquel, hiero y las variaciones el cobalto a las cuales se les conoce coloquialmente como imanes, pero estos no actúan por si solos sino que deben encontrase bajo la influencia de un campo de magnetismo, la raíz de esta energía encuera su explicación en el núcleo del planeta tierra donde se egea movimientos de minerales líquidos a través de la dinámica normal del movimiento terrestre, así mismo, como bien sabemos el aire también intervienen la mayoría de los procesos de energía y al momento de realizar ciertos intercambios con tierra firme se convierte también en generador de este tipo de magnetismo a través de las corrientes y su interacción con la tierra.

Este tipo de energía magnética emanado de las fuentes que se encuentran dentro de la tierra genera ondas que a su vez crean una especia de capa denominada magnetosfera y que es la responsable de proteger a la atmosfera terrestre y a los seres que en ella habitamos de las partícula emanadas por los vientos solares, ya que si estas llegaran a ingresar a nuestro planeta ocasionarían graves daños a los seres vivos y a corto plazo no habría posibilidad de vida, este tipo de fenómenos se dieron a conocer inicialmente en la antigua Grecia en la que se descubrió que algunos tipos de piedras eran capaces de atraer piedras de hierro y estos a su vez a otros formando una cadena de atracción a raíz de la energía magnética es por ello que para esa época se les dio el nombre de imanes naturales.

La existencia de esta fuerza o energía magnética cuenta con determinadas característica como, su perpendicularidad en cuanto a la dirección del campo de magnetismo, su proporción está relacionada con la velocidad con la que cuenta el cuerpo de carga, el trabajo que realiza no se relaciona con el carácter perpendicular de su desplazamiento, no modifica la magnitud de la velocidad pero si la dirección de la misma, el uso de este tipo de energía podemos verlo en nuestra vida cotidiana desde cosas pequeñas como los populares imanes con los que pegamos notas o adornos en nuestro refrigerador hasta en los motores de los diversos medios de transporte automotriz, quizás no nos hemos detenido a pensar a que se debe que las puertas de una nevera sean atraídas hacia ella y e mantengan cerradas a pesar de su posición, pues bien es gracias a la energía magnética que estas cosas y muchas mas funcionan correctamente.